La perfecta combinación de bikini y pareo se convierte en un auténtico drama cuando la inspiración no nos acompaña y no conseguimos dar ese nudo definitivo para el look que estamos buscando. En Lois lo tenemos claro, “menos es más” y “en la sencillez está el gusto“.

Durante los últimos años se han popularizado 1001 maneras de llevar el pareo, con un nudo en el hombro con un aire griego, nudo en la espalda para crear un vestido palabra de honor, con un nudo en la nuca para crear un top con cuello halter…¿con cuál nos quedamos?

El clásico nudo en un lateral de la cadera es nuestra apuesta ganadora para el verano. El pareo cae de forma natural creando una especie de falda que deja al descubierto una de las piernas aportando un toque sexy y fresco perfecto para la playa y las altas temperaturas veraniegas.

Pareo Lois 2

Esta forma de anudar el pañuelo es muy sencilla, podemos elegir entre hacer un lazo más elaborado o simplemente un nudo donde los extremos del pañuelo caigan sobre la pierna. Dependiendo del tipo de pañuelo que elijamos, la falda será más corta o más larga, es una opción muy simple que ofrece miles de variedades con las que acertaremos seguro.

Apostar por opciones más arriesgadas nos limita a la hora de combinar el pareo con otros accesorios como sombreros o bolsos, además, si no somos muy habilidosas el vestido de película que nos ha inspirado puede existir solo en nuestra imaginación y quedarnos un pañuelo lleno de nudos mal atados.